DIOS DE ORDEN


EL QUE TIENE OÍDOS PARA OÍR, OÍGA LO QUE EL ESPÍRITU SANTO DICE A LA IGLESIA.


Aprende a oír. Porque en el saber oír vas a entender el consejo de Dios. Y lo vas a aplicar a tu vida. Si no aprendes a oír, no vas entender el consejo de Dios, y no vas hacer nada con tu vida. Dios puso nuestros oídos para oír, por medio del espíritu humano, que es el corazón, para que escuchemos su consejo. Si no entiendes, no vas a sacar lo que Dios ya hizo, para que se cumpla en ti la solución que trajo a este mundo. Cuando no entiendes lo que oyes, vas a tener siempre un desorden  en todo. Y desorden no viene de Dios. Desorden viene de lo que se oye y no se entiende. Dios es un Dios de orden. La tierra estaba desordenada, y el Espíritu de Dios, se movía sobre la faz de las aguas. Génesis 1:2 El que hizo la tierra con su poder, el que puso en orden el mundo con su saber, y extendió los cielos con su sabiduría. Jeremías 10:12 ¿Quién hizo ese desorden en la tierra? El diablo  porque siempre hace lo contrario a Dios. Desorden viene del diablo. El orden es de Dios. Donde hay desorden esta la ruina, enfermedad, y aflicción, porque ese es el ambiente de la ruina, enfermedad y aflicción. Puedes estar oyendo palabra pero si en ti hay desorden, no vas a entender el consejo. Personas que están en enfermedad dicen: “me dijo el doctor que traigo un desorden alimenticio, hormonal”. Ahí está la clave para maldecir eso, no en la enfermedad, sino en el desorden quien trajo esa enfermedad. Todo empieza a fallar cuando hay desorden. Dios hizo todo el cuerpo en orden, pero el hombre empezó a meter desorden a su cuerpo y ahora son estos los resultados de enfermedades, pobreza y problemas. Dios hizo todo en orden, para que así este siempre. El no dijo que solo sería un tiempo en que el cuerpo iba a estar bien; Dios hizo todo para que funcione en orden no puede terminar tu cuerpo en desorden. Lo mismo con el clima. Dios hizo calor y frio. Génesis 8:22. Pero no hizo el calor para que gente se enferme y muera por el calor. Lo mismo con el frio, no lo hizo para que gente enferme y muera. Hay un desorden en el calor y frio. Todo lo que Dios hizo es para Bendición y no para causar mal porque Él es orden. Todo lo que veas en desorden no es bueno. El diablo trajo ese desorden, echa fuera ese desorden de tu vida, casa, trabajo, finanzas. Confesaras palabra de salud y si estás en desorden, en tu alimentación no va a funcionar. Isaías 53:4-5. Es tiempo de entender lo que confiesas de acuerdo con la palabra. Dice la Palabra bienes y riquezas hay en tu casa. Y su justicia permanecerá para siempre. Salmo 112:3. Si hay desorden en casa no va a funcionar, ¿por donde entrara la Bendición si de tanto desorden no hay campo? El orden trae resultados haga algo y cambie las áreas en su vida que estén desordenadas, y ordene. El mundo está desordenado, y esto que estamos viendo, es causa de ese desorden, y creen que es normal. Atrás de esa idea normal, está el desorden que el diablo trae. Fíjese que al principio Dios ordenó para traer Restauración. No puso lo que hizo encima del desorden. Génesis 1:2. No hubiera funcionado, el desorden que había en ese momento era semilla que el diablo había puesto. Y Dios lo quito través del Espíritu Santo que se movía, sacando el desorden y trayendo orden. Para que así;  entrara la bendición que hoy tenemos, cielos, mares, animales, tierra, plantas, etc. (Génesis 1). Gente quiere poner la palabra-confesiones encima del desorden de sus vidas, y por eso no entienden al oír. Pero sed hacedores de la palabra, y no tan solamente oidores, engañados a vosotros mismos Santiago 1:22. No basta con oír, se tiene que poner acción en lo que oyes. El desorden te frena para actuar por eso el diablo ha metido desorden en las personas para que vivan así, desordenados. El desorden en las personas refleja quien es, como esta, como vive. Por eso Dios nos dice todo lo que hagan sea en orden. Pero hágase todo con orden y decentemente y con orden. 1 Corintios 14:40. Cuando Jesús anduvo predicando en la tierra, donde quiera que él estaba, dejaba todo en orden. No dejaba un desorden; un tiradero. El orden de Jesús; hablaba de quien era, eso respaldaba lo que hablaba. El orden habla de lo que dices. Porque Dios, no es un Dios de desorden si no de paz. 1 Corintios 14:33. Aprende a oír y vas a entender el orden, con el que Dios hizo todo y empezaras a valorar todo lo que él hizo para que lo veas manifestado. El orden de Dios habla de su poder y grandeza. Quita el desorden de ti, y veras resultados de todo. Oíd y entended- Mateo 15:10. Por Jehová son ordenado los pasos del hombre. Salmo 37:23. Vive en orden. Puso mis pies sobre peña y ordeno mis pasos. Salmo 40:2. Dios es un Dios de orden. 

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Qué dice la Palabra de Dios acerca de la caravana de Migrantes?

TAREA ESCOLAR

TAREAS DE LA CASA