El que tiene oídos para oír, oiga lo que el Espíritu Santo dice a la iglesia.
Imagen relacionada

Es el tiempo de que la luz resplandezca en tu vida. Es tiempo donde vivas conforme a lo que Dios preparó para ti desde el principio. Es tiempo de ver la luz, y tú recibas la manifestación de cada semilla de fe, que fue sembrada en tu vida. Semilla de fe produce el resultado que Dios envió para sus hijos amados, instruidos con semilla de fe. Desde el principio la semilla de fe que Dios habló trajo resultado bueno para el hombre y mujer (Génesis 1:3-25). Y vio Dios que era bueno al estar ya todo hecho con semilla de fe, fue cuando hace el espíritu del hombre y mujer. Entonces dijo Dios “Semilla de fe, hagamos al hombre y mujer a nuestra imagen = copia conforme a nuestra replica = semejanza (Génesis 1:26). Semilla de fe hace efecto = poder sobrenatural. Y creo Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creo. Varón y hembra os creo (Génesis 1:27). Semilla de fe produce poder sobrenatural de Dios. Y aquel = Dios que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros (Efesios 3:20). Pedimos=demandamos porque ya se nos dio todo en Cristo. Cristo pagó para que ahora tengamos derecho legal de usar su nombre, su palabra = semilla de fe. El poder que actúa en nosotros es la fe. La semilla es la palabra de Dios (Lucas 8:11). Fe viene como resultado del continuo oír la palabra de Dios (Romanos 10:17). Dios nos entregó todo lo que fue hecho con semilla de fe. Y de esa misma manera debemos usar lo que nos entregó para ver manifestado. Es el mismo modo de operar de Dios, sin semilla de fe es imposible ver el poder sobrenatural de Dios (Hebreos 11:6). Y los bendijo Dios y les dijo “fructificad y multiplicaos, llenad la tierra y gobiérnala, dominen  a los peces y a las aves, y a todos los animales que se arrastran en la tierra (Génesis 1:28). Dios dio su bendición al hombre y mujer. Gente dice, pero yo no la veo, puras cosas malas me pasan a mí. Fíjese que semilla está usando. Es semilla mala de incredulidad. O semilla de fe, la misma que Dios uso para ver lo que Él te entrego. Y dijo Dios: he aquí que os he dado toda planta que da semilla que esta sobre toda la tierra, todo árbol en que hay fruto y que da semilla, os será para comer (Génesis 1:29). Este es el principio de la semilla de fe, para ver resultados, y vio Dios todo lo que había hecho y he aquí que era bueno en gran manera (Génesis 1:31). Gente culpa a Dios por todo lo que le pasa en la vida y Dios diciendo, yo vi todo lo que hice y he aquí que es bueno en gran manera. Cambia tu siembra mala y empieza a sembrar semilla de fe. Mire los testigos que Dios tiene para que ellos den testimonio que Él no tiene culpa de como la estés pasando. A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros que os he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición, escoge pues la vida para que vivas tú y tu descendencia (Deuteronomio 30:19). Escoge ponte de acuerdo con el plan que Dios uso para hacer las cosas. Uso semilla de fe para hacer las cosas. El no oro para hacer las cosas, uso la semilla de fe para hacer todo. Quieres que todo cambie en tu vida, vuelve al principio de la semilla de fe, no seas afectado por lo malo, por malas decisiones que toma el hombre. El da semilla al que siembra y pan al que come, Dios que da la semilla que se siembra y el alimento que se come, les dará a ustedes todo lo necesario para su siembra y la hará crecer y hará que la generosidad de ustedes produzca una gran cosecha (2 Corintios 9:10). Semilla de fe, se siembra en fe y produce cosecha, así tendrán ustedes toda clase de riqueza y podrán dar generosamente  (2 Corintios 9:11). Dios no ha dado todo para sembrar semilla de fe. Porque como desciende de los cielos la lluvia, la nieve y no vuelve allá, sino que riega la tierra y la hace germinar y producir. Y da semilla al que siembra y pan al que come. Así será mi palabra que sale de mi boca, no volverá a mi vacía sino que hará lo que yo quiero y será prosperada en aquello para lo que la envié (Isaías 55:10-11). Semilla de fe produce para seguir sembrando. Siembra en fe y veras resultadas. Echa tu pan sobre las aguas porque después de muchos días lo hallaras (Eclesiastés 11:1). Así es el reino de Dios como cuando un hombre echa semilla en la tierra y duerme y se levanta de día y de noche y la semilla brota y crece sin que él sepa cómo, la tierra produce por sí misma, primero brota una hierba luego se forma la espiga y más tarde los  granos que llenan la espiga y cuando ya el grano está maduro lo recoge por que ha llegado el tiempo de la cosecha (Marcos 4:26-29). Siembra semilla de fe, no mires tu condición ve la siembra que Dios te entrego desde el principio, si te quedas mirando tu condición no sembraras y no levantaras nada. Y Dios te dio semilla desde el principio para sembrar, el que mira al viento no siembra, y el que mira las nubes no cosecha (Eclesiastés 11:4). No deje que el diablo le traiga semillas de incredulidad, no caiga en temor ni en duda, ate esos pensamientos (Mateo 12:29) y mándelos al infierno y lleve su mente a la palabra = semilla de fe. Como tú no sabes cuál es el camino del viento o como crecen los huesos en el vientre de la mujer encinta así ignoras la obra de Dios el cual hace todas las cosas. Siembra tú semilla por la mañana y por la tarde siémbrala también. Aleja de tu mente las preocupaciones y echa fuera de ti el sufrimiento. Atiende la voz de Dios, son semilla de fe. Amando a Jehová tu Dios atendiendo su voz y siguiéndole a Él porque Él es su vida para ti y prolongación de tus días a fin de que habites sobre la tierra que juro Jehová a tus padres, Abraham, Isaac y Jacob que les había de dar (Deuteronomio 30:20). En Cristo todo se nos dio. Ame a su Dios respondió Jesús y le dijo “el que me ama, mi palabra guarda=hace. Atienda su voz. La voz de Dios es el Espíritu Santo.   Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir Él me glorificará; porque tomará de lo mío, y os lo hará saber. (Juan 16:13-14). Cuando venga a vivir en ti el Espíritu Santo, Él te guiara a la verdad = su palabra = semilla de fe. ¿No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios vive en ti? (1 Corintios 3:16). No siembre semilla de mal. Pensamientos=semilla destructivas. La sabiduría de este mundo es pura tontería para Dios. Y dice también el Señor sabe que los pensamientos de los sabios son tonterías, fe y pensamientos no se llevan. Fe llama soluciones y pensamientos repite el fracaso, dolor y no te deja tomar soluciones.


Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Qué dice la Palabra de Dios acerca de la caravana de Migrantes?

TAREA ESCOLAR

TAREAS DE LA CASA